Viajar a Angola

La belleza inexplorada

Cuando escuchamos la frase: ¡Viajar a Angola! Nos resulta inevitable imaginar un mundo misterioso. Un paraíso para los aventureros que quieren conocer una tierra que mira al Océano Atlántico rodeada por las fronteras de Namibia, Zambia, República Democrática del Congo y la República del Congo. Un paso más allá para aquellos que quieran descubrir una África distinta a la del turismo convencional.

Sus grandes urbes invitan a experimentar un viaje al pasado marcado por la colonización portuguesa. Una invasión que estuvo a punto de hacer desaparecer las culturas originales de un país que cuenta con infinidad de etnias como los khoisan o los himba. Sociedades que mantienen viva la llama de los primeros cazadores recolectores y la esencia de la ornamentación tribal.

Al igual que hace miles de años, mucuis, mucawanas, nguendelengos, handa y otros muchos pueblos, siguen desarrollando unas vidas seminómadas. Acompañando a su ganado en la búsqueda de nuevos pastos, rastreando las huellas de animales salvajes a los que cazar y escarbando en la tierra para recolectar raíces de las que alimentarse. Seres humanos que aún rezan a la luna llena, bailan en la noche para enfrentarse a los espíritus malignos, mezclan sus cabellos con las arenas sobre las que caminan y leen el futuro observando las vísceras de una gallina.

Un espectáculo humano que sucede en un país que alberga una gran variedad de ecosistemas. Desde las costas del atlántico, en las que podemos ser testigos de paisajes post apocalípticos como la Bahía de los Tigres, hasta exuberantes parques nacionales como el de Cangandala, en el que aún habita la Palanca Negra Gigante. El icono nacional de Angola que se creyó extinto para siempre tras la guerra civil, hasta que en el 2004 un conservacionista descubrió que una manada había sobrevivido oculta en la espesura de los bosques.

¡Bienvenidos a Angola!

mapa de Angola

Rutas y salidas programadas

Información práctica de Angola

Mejor época para viajar a Angola

La época seca tiene lugar desde julio a octubre y la lluviosa, de noviembre a junio. No obstante, se puede viajar durante todo el año ya que las lluvias no son extremas y no entorpecen el viaje. Julio y agosto son los meses más fríos del año, con temperaturas máximas de 24º y mínimas de 18º, y febrero y marzo los más calurosos, con máximas de 31º y mínimas de 25º. La mejor época para viajar a Angola son los meses más frescos, entre junio y septiembre.

Visados

Es obligatorio obtener el visado para entrar en Angola. Puede obtenerse en la embajada de Angola en Madrid (www.embajadadeangola.com) o bien hacer un pre-visado on line y obtenerlo a la llegada en destino.

Moneda

La moneda de Angola es el Kwanza (AOA). No es sencillo pagar con tarjeta de crédito ni sacar dinero en los cajeros, así que lo mejor es cambiar euros o dólares a moneda local en el aeropuerto, a la llegada al país. La moneda fluctúa bastante, pero aproximadamente, un euro equivale a 100 kwanzas.

Festividad

El Carnaval de Angola está considerado como uno de los más espectaculares del mundo. Se celebra en febrero, y el desfile de Luanda es el más multitudinario.

Etnias de Angola

Lugares de interés de Angola

Namibe o Moçamedes

Fundada en 1840 por los colonos portugueses, esta ciudad costera es la capital de la provincia de Namibe. Una puerta de entrada al desierto…
Saber más.

Luanda

Fundada en 1576 por el explorador portugués Paulo Dias de Novais, la capital de Angola cuenta a día de hoy con 8 millones de habitantes.
Saber más.

Lobito

Lobito es la ciudad costera más grande de la provincia de Benguela y el segundo puerto más activo de Angola. Fue fundada en 1843 y alberga la primera…
Saber más.

Lubango

Lubango es la capital de la provincia de Huila. Una ciudad en la que sus habitantes destacan por su hospitalidad y cuya economía está basada en…
Saber más.

Cataratas de Kalandula

Al norte de Angola, en la provincia de Malanje, se encuentran unas de las cataratas más grandes y desconocidas de África.
Saber más.

Playa de Santiago

Un aura de misterio envuelve a esta inquietante playa ubicada a escasos 30 kilómetros de Luanda. También conocida como el Cementerio de Barcos, este…
Saber más.

Baobab gigante de Xangongo

Se encuentra en la región de Cunene, más concretamente en la comunidad de Ombadja. Se cree que podría ser el baobab más grande del continente africano gracias a sus más de 25 metros de diámetro.

Río Cunene

Se trata de una de las principales fuentes de vida del sur de Angola. Sus más de 1000 kilómetros de agua recorren el sur del país junto a la frontera con Namibia…
Saber más.

Bahía de los Tigres

Se trata de una bahía ubicada en la Isla de los Tigres, la más grande de Angola, que recibe dicho nombre por los colores resultantes de la sucesión de…
Saber más.

paisaje de Angola

Parques Nacionales de Angola

Parque Nacional de Kissama

Situado en la provincia de Luanda, este parque fue declarado área protegida en el año 1957. Rodeado por las aguas del Atlantico y flanqueado por los ríos Cuanza y Longe, alberga una gran riqueza natural. 

A lo largo de sus tierras y costas salpicadas por imponentes baobabs, habitan multitud de especies animales. Un tesoro de la biodiversidad en el que encontraremos elefantes africanos, antílopes de sable gigantes, varias especies de primates, tortugas marinas y hasta manatíes.

Ampliar información.

Parque Nacional de Iona

Ubicado al sur de Angola, en la provincia de Namibe, Iona se trata del parque nacional más grande y más antiguo del país.

Los que recuerdan el vergel de vida que habitaba en sus tierras antes de la guerra, son incapaces de evadir la triste nostalgia de un lugar que fue devastado por el conflicto y que hoy se recupera lentamente gracias a varios proyectos de conservación.

Ampliar información.

Parque Nacional de Cangandala

Se trata del parque más pequeño de Angola y el hogar del icono nacional del país: el Antílope de Sable Gigante, también conocido como la Palanca Negra gigante.

Este enclave fue declarado parque nacional en el año 1963 para proteger este gran antílope de pelaje negro, antifaz blanco e imponentes cornamentas. Sin embargo, los estragos de la guerra que azotaron el país hasta el año 2002 empujaron a la especie al borde del abismo.

Ampliar información.

Razones para viajar a Angola

  • Luanda. Una capital llena de contrastes.
  • Herencia colonial portuguesa y arquitectura vernácula.
  • Desierto de Iona y Namib. Ecosistemas vírgenes.
  • Diversidad cultural y étnica en el sur del país.
  • Foz de Cunene e Ilha dos Tigres.
¿Quieres saber más?

Te ofrecemos asesoramiento especializado ¡infórmate sin compromiso!

    Solicitar información
    Abrir chat
    1
    Hola, ¿necesitas ayuda?
    Hola soy Tomás de Rift Valley Expeditions
    ¿En qué puedo ayudarte?