Tuaregs, los hombres de azul

Una línea de polvo marca el horizonte. ¿Un sueño? ¿un espejismo provocado por la reflexión de la luz?  Veremos. Esperamos la llegada de una caravana de camellos montados por hombres cubiertos hasta los ojos con telas blancas y azules, pero me temo que la imaginación y las lecturas previas me han jugado una mala pasada. No son tuaregs, si no una ilusión óptica en el desierto. Una más.

tassili n'ajjer Argelia

No iba desencaminado. La zona en la que me encuentro, el Tassili N´Ajjer, en el sureste de Argelia es territorio tuareg. Pueblo nómada por el Sáhara de origen bereber, repleto de leyendas y con fama de grandes exploradores. Los últimos hombres libres. Poco queda de esto ya en una extensión que comprende Argelia, Libia, Níger, Malí y Burkina Faso.

Sin embargo, aunque la imagen idílica de las caravanas interminables de hombres fieros ha desaparecido, todavía vale la pena embarcarse en un viaje por el desierto sahariano de la mano de guías tuaregs. Ver sus quehaceres y, por la noche, al calor de la lumbre de una hoguera, escuchar su historia y deleitarse de su música.

campamento tuaregs

Una experiencia difícilmente comparable. Sentir de propia voz cómo antaño se encargaban de la gestión de las caravanas. De cómo conocen como nadie los caminos invisibles de las dunas; y de cómo se organizan como sociedad.

En un sistema de clanes liderados por unos jefes conocidos como “amghar”, funcionan por agrupaciones, denominadas “amenokales”. Estas, a su vez, se dividen en clases nobles, clérigos, artesanos y esclavos.

En ese idóneo reposo bajo el manto de las estrellas nos pueden explicar, asimismo, cómo prosiguen con el bello arte del tallado de plata, su característico turbante llamado “cheche” con el que cubren la mitad del rostro (resulta todo un arte colocárselo como hacen ellos) y, con suerte, dejarse llevar por la melodía del “anzad”, el violín tradicional.

tuareg

Los tuaregs aman el desierto y lo respetan. Desde que se establecieron en el Sáhara penetrando de norte a sur hasta alcanzar el río Níger hace ya unos cuantos siglos. Son tajantes cuando ven alguna irrespetuosidad con las pinturas rupestres del Tassili N´Ajjer (una verdadera Capilla Sixtina del desierto de Argelia) y su particular código de honor es inquebrantable.

pinturas rupestres en Argelia
pinturas rupestres Argelia

Atrévete. Viaja, por ejemplo, al desierto argelino. Enfoca en plena canícula la lontananza y, si no logras ver una caravana de fieros tuaregs de azul blandiendo la espada curva, no te preocupes. Espera a la noche. Tras la cena y al ritmo cadencioso del té pasando de un vasito a otro, déjate mecer por las historias de los hombres de azul.

campamento viaje Argelia

Texto y fotos: Rafa Martín.

Interacciones con los lectores

Dejar un comentario

Descargar itinerario

Introduce los siguientes campos para poder enviarte el programa completo:

Por favor, activa JavaScript en tu navegador para completar este formulario.
Valor seleccionado: 0
Solicitar información
Abrir chat
1
Hola, ¿necesitas ayuda?
Hola soy Tomás de Rift Valley Expeditions
¿En qué puedo ayudarte?